San Hipólito: historia, oración, leyenda, obras y más

San Hipólito fue un conocido escritor del siglo II. Es uno de los Santos que más han sido discutidos, ya que son pocos los datos que se tienen sobre él, sin embargo fue un sacerdote de la iglesia romana que murió como un mártir. Convirtiéndose en un personaje importante de la iglesia de Roma.San Hipolito-intro

Historia y biografía de San Hipólito

Se desconoce el lugar y la fecha exacta del nacimiento de San Hipólito, sin embargo se presume que fue en la segunda mitad del siglo II. Se dice que era de origen oriental, ya que sus escrituras eran en idioma griego. Siendo el último autor cristiano de Roma que utilizo ese lenguaje. Fue un hombre muy culto, con muchos conocimientos de filosofía y misterios griegos.  Era muy prestigiado entre los cristianos por su inteligencia. Se dedicó a combatir los ideales de la filosofía y poner la fe por encima de cualquier razón.

Existen razones para creer que Hipólito no era originario de Roma, tenía amplios conocimientos sobre la filosofía griega, los orígenes y sus misterios, por lo cual se presume que podía provenir del Este. Su postura teológica demuestra que su formación estuvo estrechamente relacionada con Alejandría.

Tambien Te Recomiendo Ver...

San Hipolito-romaHay varias versiones de la vida de San Hipólito, una de ellas habla del escritor y primer Antipapa de la historia, mientras que la otra nos habla de un carcelero que llego a la santidad. No es posible conocer exactamente cuál fue la vida de San Hipólito, ya que este santo estuvo en tiempos muy antiguos y no hay información precisa sobre su historia, sin embargo, es conocido como uno de los mártires de la iglesia.

Se dice que San Hipólito fue discípulo de San Ireneo, y fue calificado por San Jerónimo como un “varón muy santo y elocuente”. San Hipólito fue un carcelero de prisioneros a quien se le asigno custodiar a un grupo de prisioneros cristianos, entre los cuales se encontraba San Lorenzo. Hipólito les profeso su fe y devoción a Dios, a la Virgen María y a la iglesia.san hipolito martirLos cristianos a los cuales custodiaba fueron martirizados al igual que San Lorenzo, Hipólito asistió a su funeral, lo cual descubrieron sus superiores y por lo tanto lo condenaron a una muerte atroz, siendo despezado por cuatro caballos salvajes a los que lo ataron, que tiraban de él de un lado a otro. Por lo que murió como un mártir más. Los restos de San Hipólito fueron sepultados en el cementerio de la vía Tiburtina de Roma, Italia. La cual aún lleva su nombre.San Hipolito-caballosEsta solo es una versión de la vida de San Hipólito, la cual es una de las más discutidas en la historia. A pesar de que existen diversas fuentes materiales, litúrgicas y arqueológicas que atestiguan sobre este santo, no se puede tomar ninguna como completamente cierta. Se dice que Hipólito tuvo conflictos directos con el papa Calixto I, pues no estaba de acuerdo con que hubiera sido elegido como papa.

Consideraba que se separaba de la tradición de la primitiva iglesia, por mitigar la disciplina para los penitentes que se habían hecho culpables de pecado mortal. Además Calixto I quería permitir  el reingreso a la Iglesia a antiguos miembros excluidos en razón de ofensas graves, era más condescendiente con la flaqueza humana y estaba dispuesto a conceder el perdón que Jesucristo otorgaba para cualquier clase de pecados.San Hipolito.camaEl papa suavizó las normas penitenciales sobre los pecados especialmente graves, con lo cual Hipólito no estaba de acuerdo y tampoco quiso dar una visión cabal acerca de la procedencia del Logos, ya que él era más rigorista en la disciplina penitencial, acusando a Calixto de modalista. Este término significa que cree en la existencia de un solo Dios, que se manifiesta como Jesucristo con el propósito de redimir al hombre.

Por ende, Hipólito tomo la decisión de alejarse de la iglesia romana durante unos diez años, liderando una congregación separada de un grupo disidente, que a pesar de ser un círculo pequeño era muy influyente. Fue elegido por ellos como obispo de Roma, lo cual lo convirtió en el primer antipapa de la historia. La doctrina establece que un antipapa es aquella persona que toma o pretende tomar y ejerce las funciones y poderes que le corresponden al papa de la iglesia católica que ha sido elegido legítimamente.

Hipólito se opuso al Sumo Pontífice y continúo su reinado de oposición durante dos pontificados más, el de Urbano I (222-230) quien fue el sucesor de Calixto I y posteriormente el de Ponciano (230-235), con quienes Hipólito continuó manteniendo su actitud cismática. Fue entonces por el emperador Maximino Tracio en el año 235 que San Hipólito y San Ponciano, quien era el papa legítimo para ese momento, fueron desterrados a Cerdeña durante la persecución de los cristianos (Ver: porque fueron perseguidos los primeros cristianos) .

Tambien Te Recomiendo Ver...

San Ponciano renuncio en ese momento a su episcopado, el 12 de septiembre del 235 para que los romanos pudieran elegir a su sucesor. San Hipólito hizo lo mismo, se  reconcilio con la iglesia católica y le pidió a sus seguidores que volvieran a unirse a la iglesia romana. Fue elegido a San Antero (235-236) como papa, culminando así la separación que existía en la iglesia católica para ese momento.San Hipolito y poncianoDurante su destierro, San Hipólito y San Ponciano se olvidaron sus diferencias, se dice que en esa isla recibían malos tratos, por lo cual los dos murieron en ese mismo año como mártires de la iglesia. Sus cuerpos fueron llevados a Roma por el papa San Fabián (236-250) quien hizo que les dieran una solemne sepultura  el 13 de agosto del año 236.

San Ponciano fue inhumado en la cripta papal de San Calixto, mientras que Hipólito en el cementerio de la vía Tiburtina, la cual aún lleva su nombre. Esto no es del todo seguro, ya que el autor del “Liber Pontificalis” habla de que San Fabián traslado el cuerpo de San Ponciano, pero en ningún momento menciona a San Hipólito, por lo cual no existe certeza de que hubiese muerto en ese momento.san hipolito-biografiaLa figura de San Hipólito es muy compleja, aparece representado como escritor, como obispo, como carcelero y como antipapa, sin saber con certeza cuál es la real. Algunas personas sostienen que tal vez el Hipólito carcelero no era el mismo Hipólito antipapa, es decir, hay la posibilidad de que fueran dos personas distintas con el mismo nombre. Sin embargo existen otras historias de San Hipólito que unen al carcelero con el obispo.

Lo importante en esto es que Hipólito independientemente de lo que digan los diferentes historiadores, fue un mártir de la iglesia romana que se convirtió en un santo, y ha sido venerado desde la antigüedad.San Hipolito-estatuaEn el año 1551, a mitad del siglo XVI fue descubierta en el cementerio de la Vía Tiburtina una estatua en mármol de San Hipólito, que lo representa sentado en una catedra. Por sus características parece haber sido esculpida en el siglo III,  justo después de su muerte. En la silla donde se encuentra San Hipólito están gravadas todas sus obras. Actualmente la escultura se encuentra en el Museo de Letrán en Roma, Italia.

Iglesia de San Hipólito

El templo de San Hipólito se encuentra ubicado en el centro de la ciudad de México, durante trescientos años fue la única iglesia con un santuario para él. Convirtiéndose en un lugar de peregrinación para todos los católicos. También es conocida como la Iglesia de San Judas Tadeo, conocido como el patrono de las causas difíciles y desesperadas, ya que sus devotos asisten allí para adorarlo. El templo fue edificado el 13 de agosto de 1521, día de San Hipólito.

La construcción de la Iglesia de San Hipólito empezó en el año 1599 y finalizo en el año 1740. Es muy interesante la historia de esta iglesia, el lugar donde esta fue en donde mismo se libró una batalla con los aztecas, que tuvo como resultado muchos muertos. El templo es el lugar de la llamada “Noche Triste” donde los españoles fueron derrotados por los mexicas.

México–Tenochtitlan fue conquistado el 13 de agosto, mismo día en que se venera a San Hipólito, por lo cual en el año 1599 se dio la orden de que se construyera y llevara su nombre, en honor a los caídos. Además por mandato de Cortés y de la iglesia católica San Hipólito fue nombrado como patrono de la ciudad México.

iglesia de san hipolito

La escultura del templo es barroca y neoclásica, y ha sido reconstruido en varias ocasiones. En la capilla se encuentra un monumento que representa a un indio que es levantado por un águila que lo lleva con sus garras. Esto representa la leyenda del labrador y es un monumento en honor a los españoles caídos, el cual fue realizado por el arquitecto José Damián Ortiz.

La fachada de la iglesia está compuesta por tres divisiones, la primera es el acceso principal del templo, el cual tiene dos columnas giradas 45°. El segundo es donde se encuentra san Hipólito, y a sus lados don imágenes, una de San Antonio de Padua y la otra de San Antonio Abad.  En el altar mayor también se encuentra una imagen de la Virgen María.

san hipolito-templo

En el año 1982 fue colocada en el altar principal una imagen de San Judas Tadeo, por tal razón también es conocida como la iglesia o templo de San Judas Tadeo, santo de los casos perdidos, muy popular y venerado por los mexicanos.

Cada año miles de feligreses asisten a esta iglesia, a venerar a sus santos. Esta es una de las pocas que permite el acceso a personas con problemas de drogas y a aquellos que han tenido problemas con la ley. Se encuentra ubicada exactamente en el  distrito Cuauhtémoc, en la ciudad de México, conocido como uno de los lugares con el índice más alto de criminalidad de todo el país.

Debido a su ubicación, la mayoría de las personas que a ella asisten son de bajos recursos, marginados, pobres, delincuentes y sobre todo jóvenes entre los trece y veinte años de edad. Muchos de los fieles llevan velas y rosas blancas y rojas, además muchos de ellos van vestidos con túnicas blancas y verdes, color representativo de este santo, para la celebración del día 28 de cada mes.

La iglesia de San Hipólito es el principal lugar de culto de San Judas Tadeo, por ello el 28 de octubre de cada año miles de personas asisten ahí a venerarlo. Se celebran misas en honor a este santo, las celebraciones comienzan desde la noche anterior, cuando los devotos comienzan a llegar y permanecen en la avenida Hidalgo, la cual es cerrada por ese motivo. A medida que va llegando la multitud, también ocupan el Paseo de la Reforma, una de las principales arterias viales de la ciudad.

san hipolito-iglesiaLa mayoría de los devotos van caminando desde sus casas para llegar a la iglesia, y los que no, utilizan el transporte público, motos o bicicletas. Además se presentan cientas de peregrinaciones provenientes de diversas ciudades como Toluca, Puebla, Morelos, Ciudad de México, entre otras. Es tanta la afluencia de personas que cada año se despliega un operativo policial para resguardarlas y también para controlar el difícil transito que se genera consecuencia de esta celebración.

Durante todo el año la iglesia está llena de personas vendiendo velas, imágenes, rosarios, camisas y otros objetos religiosos a su alrededor. El día 28 venden aproximadamente 2.000 figuras de San Judas Tadeo a los visitantes, las cuales son bendecidas durante la celebración.

san hipolito-culto

A pesar de que el templo está consagrado a San Hipólito, en el trascurso del tiempo los mismos vecinos de la ciudad así como las personas de escasos recursos comenzaron a rendirle culto a San Judas Tadeo “el santo de las causas imposibles” en ese lugar, realizando así el 28 de cada mes una celebración en su honor. Los fieles acuden bien sea por devoción, para pedirle principalmente por desempleo y problemas económicos o simplemente como gratitud al santo apóstol por los milagros o favores concedidos.

Es importante mencionar que la iglesia de San Hipólito es el segundo templo más visitado, después de la Basílica de la Virgen de Guadalupe.

Obras de San Hipólito

san hipolito-cronicasSon numerosas y amplias las obras realizadas por San Hipólito en el trascurso de su vida, con las cueles enriqueció el campo teológico, sin embargo son muy pocas las que se conservan en su texto griego original para la actualidad. Esto se puede deber a que después de su muerte se fue extinguiendo poco a poco en Roma el conocimiento del griego. Hoy en día de sus obras ogirinales solo quedan restos fragmentados, aun así la información y el conocimiento que estás representan han sido de gran importancia para el cristianismo.

Philosophumena

san hipolito-imagen

En principio se creía que “Philosophumena” era una obra de San Hipólito, ya que estaba estrechamente relacionada con el Canon Pascual, el cual se encontraba escrito en la estatua de San Hipólito. Sin embargo su autor fue un tal Josipo, el cual es desconocido hasta ahora, pero también se le atribuye la autoría de otras obras, como lo son el tratado Sobre el Universo y el Elenchos.

Philosophumena es un conjunto de obras que comprende diez libros, la primera parte trata sobre la filosofía de los griegos, y la segunda es una refutación a todas las herejías, su finalidad era demostrar que las herejías no son cristianas, sino que dependen de una filosofía pagana ajena al cristianismo. Se presume que fue alrededor del año 222.

 La Tradición Apostólica

Esta fue la obra de Hipólito que tuvo más interés en el siglo XX, siendo una de las más importantes constituciones eclesiásticas de la antigüedad. Trata de la consagración de obispos, diáconos, presbíteros y demás órdenes. Explica las reglas de los cristianos relacionadas con el ayuno, las oraciones y la actividad profesional.san hipolito-tradicionSe realizó en el año 215 y también describía los distintos grados de jerarquía para el bautismo, los sacramentos y sobre todo la eucaristía, en el cual propone diversas innovaciones para la iglesia cristiana, otorgando una nueva base para la historia de la liturgia romana.

 El Anticristo

Fue escrito en el año 200, aún se encuentra el texto en griego y constituye una de las obras más importantes de San Hipólito. Se basó en las profecías de Daniel. Consideraba que Roma era el imperio del anticristo, lo cual significa que una figura cumpliría las profecías bíblicas  relacionadas con la antagonista de Cristo; pero en su obra establece que eso vendría después.san hipolito-anticristoEstá bien establecida la autenticidad de este escrito, que consagraba cual sería el glorioso y celestial reinado de los santos que lo hagan conjuntamente con Cristo y cuál será el castigo a los culpables.

La Crónica

Representa la crónica de la historia del mundo, escrita por Hipólito, la cual abarca desde la creación hasta la fecha en que la compuso. Fue escrita con la finalidad de disipar las preocupaciones de aquellas personas que pensaban que el milenio y el juicio final estaban próximos en llegar. Su fuente principal fue la biblia.san-hipolito de romaAl momento de escribir Hipólito comprobó de tres maneras distintas que al momento de escribir su crónica habían transcurrido tan solo cinco mil setecientos treinta y ocho años desde la creación del mundo. Debido a que según las escrituras el mundo duraría seis mil años Hipólito demostró que su fin aún estaba muy lejos.

Sobre la Resurrección

Es una de las obras perdidas de San Hipólito, la lista de obras que se encuentran en la silla de la estatua del santo menciona un tratado sobre Dios y la Resurrección de la Carne. San Jerónimo es quien sostuvo que la resurrección había sido escrita por Hipólito. Esta obra da todas las respuesta a la doctrina de la resurrección hizo la emperatriz Mamea. Aun en la actualidad Teodoreto de Ciro conserva dos fragmentos del original griego de dicha escritura.san hipolito-obras

El Fragmento Muratorio

El fragmento muratorio es un documento que se le atribuye a Hipólito, el cual contiene los escritos más antiguos del Nuevo Testamento. Fue descubierto en el año 1740 y es de gran importancia en la historia del Canon. En el escrito se hace referencia al libro de la sabiduría, el evangelio de San Juan, y del Pastor de Hermas, entre muchas otras cosas.

La estructura y la conexión de las frases son griegas, pero ciertos historiadores y teólogos dudan de que haya sido escrito por San Hipólito, sin embargo, por falta de pruebas concretas no se puede atribuir con certeza a un autor determinado.san hipolito.esculturaEstas son solo algunas de las obras de San Hipólito, quien a pesar de tener una amplia producción literaria no pudo crear un sistema teológico completo. La mayoría de sus trabajos eran sobre cronología y derecho canónico.

A pesar de muchas estar fragmentadas y ser difícil tener una noción de ellas, las obras de San Hipólito representan gran importancia para la literatura y la teología. Sus crónicas sirvieron de base para muchos trabajos, además de ser tomados ciertos elementos para realizar las grandes compilaciones del derecho canónico.

Oración a San Hipólito

San Hipólito siempre creyó en el poder de la oración, es la mejor manera de comunicarse con Dios y los santos. Además hace que las preocupaciones disminuyan, dando esperanza y confiando en la voluntad del señor. En la obra La Tradición Apostólica San Hipólito escribió “Al canto del gallo, en la madrugada, cuando te levantes, ¡ora también!” lo cual también se refiere al nacimiento de Cristo.

Hipólito habla de que hay que alabar a Dios en todo momento, no solo en las necesidades, también hay que siempre saber agradecer las bendiciones del señor. El momento de la oración es cuando se arrodilla ante dios y se le alaba. En la madrugada cuando la esperanza brilla es momento de orar, así como en la noche cuando todo se torna oscuro e imposible es momento de orar.San Hipolito,unoEl mundo no necesita el nacimiento de Cristo, es por eso que cada día se debe orar. Luego se debe volver al descanso, pues el alma está tranquila, ya que eso es lo que genera la oración. Hipólito escribió “las estrellas, los árboles y las aguas se detienen un instante y todos los coros de los ángeles que sirven a Dios lo alaban en esta hora junto con los justos”.

En la parte I de la Tradición Apostólica señalo: “El Señor sea con vosotros. Y con tu espíritu. ¡En alto los corazones! Los tenemos vueltos hacia el Señor. Demos gracias al Señor. Es propio y justo. Te damos gracias, ¡oh Dios!” luego Hipólito habla de que Dios los ha enviado como salvador, redentor y mensajero de su voluntad.san hipolito-orarHace referencia a que lo llevo al seno de la Virgen María, a quien siendo concebido se manifestó como su hijo, nacido del espíritu santo. “Adquirió un pueblo santo, extendiendo su mano para librar del sufrimiento a los que creen en ti”. En sus obras San Hipólito escribió parte de las plegarias eucarísticas que existen desde entonces.

En la refutación a todas las herejías San Hipólito establece que Cristo, es el Dios superior a todas las cosas, quien decidido a cancelar el pecado de los hombres, los hizo desde el principio y los llamo su propia imagen. De esa manera demostrando el amor que le tenía y dándole los diez mandamientos para que al cumplirlos gozara de la gloria eterna.

Día de San Hipólito

El 13 de agosto de cada año se celebra el día de San Hipólito, por ser este el día que fue cristianamente sepultado en el cementerio de la vía Tiburtina de Roma, Italia, en el año 235. Los datos sobre el son oscuros y confusos, a través del tiempo se ha convertido en uno de los santos más discutidos de la historia. Fue creador de obras de gran importancia para la iglesia y el derecho canónico. Convirtiéndose en uno de los personajes más importantes de la antigüedad cristiana.

Contribuyo con sus conocimientos e inteligencia a crear y dar a conocer muchas de las cosas que sabemos hoy en día sobre el cristianismo. también se transformó en el santo patrón de los caballos, al igual que San Antonio de Padua. San Hipólito es un santo romano venerado desde la antigüedad, quien murió como mártir de la iglesia. Sus devotos celebran cada 13 de agosto su día, venerándole y rindiéndole pleitesía por sus milagros y su intercesión ante Dios y la Virgen María.

Oración a San Hipólito Mártir

Desde la antigüedad los devotos de San Hipólito lo veneran y le dirigen sus oraciones bien sea para pedirle algo o para agradecerle por sus milagros. Los fieles se dirigían a la escultura del santo a rendirle sus plegarias y el 13 de agosto por ser su día asistían como signo de gratitud.

“San Hipólito, a ti me dirijo para que intercedas por mi ante Dios, padre todopoderoso y eterno. Te pido que me ayudes en (se dice lo que se quiere pedir) tu que fuiste sacerdote, viviste por Cristo y defendiste la fe por encima de cualquier razón, te pido que me acompañes en este camino y me protejas de cualquier mal, tu que moriste como mártir pero viviste como santo concédenos la gracia de servirnos con tu fe. Por Jesucristo señor tuyo y señor nuestro. Amén”.san hipolito mexico

Dejar Comentario