Valores Cristianos: morales, humanos, universales, éticos y más

Valores cristianos son los que adopta una persona según la religión que profesa. Por tanto no son de libre interpretación, sino que están impuestos en un código moral, o por una autoridad eclesiástica, en este caso. Dios nos ha querido inculcar valores, para estar más cerca de él y tener una buena comunión con nuestros hermanos, familiares y vecinos de la comunidad.

Valores-cristianos-02

Tipos de valores

Los valores constituyen el motor de nuestras vidas. Estos nos proporcionan bienestar y crecimiento, por más simples que sean, serán valiosos si permiten hacer algo provechoso.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Son actitudes importantes que nos forman como personas, como hombres y mujeres, ya que en un colegio o una universidad nos formamos como profesionales, pero quien forma como persona es la familia y mientras mejores sean las personas, el resultado será muy provechoso para nuestra persona.

Por esto, los valores forman parte de nuestros principios como personas,  nos caracterizan y diferencian de los demás. Cada quien tiene una escala de valores en la que determina qué conducta debe seguir, según sus principios o situación presentada, de manera de convivir en forma armoniosa con el entorno al que pertenece.

La familia es la mejor escuela para aprender y asimilar valores y conductas. Allí aprendemos a ser personas y vivimos los valores universales, aprendemos a amar y ser amados, generosos, fieles, amar a nuestro país, a Dios, en fin, es la base fundamental de la sociedad.

Valores-cristianos-04

Características de los valores

Es importante comprender la relación que existe entre los valores y la moralidad, para así vivir conforme a los valores cristianos que agradan a Dios y están establecidos en Su Palabra. (Ver artículo: Promesas de Dios en la Biblia Católica)

Tambien Te Recomiendo Ver...

Ya sólo por ser una persona, el hombre tiene valor en sí mismo, por lo que requiere que su dignidad sea respetada y reconocida, es decir, reconocer los derechos inalienables que le corresponden por derecho.

Algunos de los criterios que hacen que los valores adquieran jerarquías unos sobre otros son:

Durabilidad, que hace que los valores se reflejen en el curso de la vida, unos más que otros, el valor del placer es más fugaz que el de la verdad, por ejemplo.

Integralidad, define a cada valor como una abstracción íntegra en sí mismo, no divisible.

Flexibilidad, nos indica que los valores cambian dependiendo de las necesidades y experiencias de las personas.

Satisfacción generada en las personas que los practican.

Polaridad, es decir, todo valor tiene un sentido positivo y otro negativo, cada uno de ellos conlleva a un contravalor.

Jerarquía, siempre hay unos que tienen más valor, valga la redundancia, como la dignidad, la libertad, que no necesariamente son rígidas ni predeterminadas. La jerarquía se va formando a lo largo de la vida de cada persona.

Trascendencia, quiere decir que los valores trascienden al plano concreto, dando sentido y significado a la vida humana y la sociedad.

Dinamismo, se transforman a medida que pasan las épocas

Aplicabilidad en cada situación que se presenta en la vida y reflejan los principios valorativos de cada persona

Complejidad, por las diversas causas a las que obedecen los valores, que llevan a decidir entre complicados juicios y opiniones.

Valores universales

Estos son los valores que nos ayudan a ser mejores personas y nos acercan a Dios.

  1. Las virtudes humanas

Son aquellos hábitos como la honestidad, la responsabilidad, fidelidad, justicia, generosidad, bondad, etc… Muchas de estas virtudes hoy día no se ven, ni se inculcan en la familia, hay mucha injusticia, irresponsabilidad, egoísmo en los seres humanos.

  1. Los valores absolutos

Éstos nunca han de cambiar. Son parte de nuestra esencia, como por ejemplo: la vida, la dignidad, la verdad, el bien, entre otros. Como contrapartida están el aborto, la mentira, la mediocridad, que son antivalores.

  1. Los valores cristianos

Los constituyen los que Dios ha querido enseñarnos, como la humildad, la abnegación, la caridad fraterna, la santidad, la castidad por amor a Dios y muchos más…

Valores-cristianos-05

Valores morales

La moral está formada por costumbres, creencias y  normas de una persona o conjunto de personas, que se transmiten de generación en generación. Cada quien determina cuando un acto es correcto o no, justo e injusto, bueno o malo, según su moral y actúa en consecuencia.

Por lo tanto, los valores morales son los criterios que un ser humano toma en cuenta para definir si una acción es buena o es mala.

Mejor escuela

Estos valores se adoptan y se desarrollan dependiendo de la educación recibida, la cultura y la experiencia, que por lo general empieza en la infancia, en el hogar, inculcados por los padres o representantes. En la escuela y la comunidad son reforzados por los maestros, profesores, orientadores o cualquier otra persona autorizada para tal fin.

Estos vienen también incluidos en la religión a la que pertenecemos, hay unos que son tan arraigados que su violación puede representar hasta sanciones legales. (Ver artículo: Cuál es la religión verdadera)

La honestidad, el respeto, la gratitud, lealtad, solidaridad, generosidad, tolerancia, amistad, bondad y humildad son algunos de los valores morales que debemos practicar en nuestras vidas. Entre ellos hay escalas jerárquicas que nos ayudan a priorizar cuando se presente algún conflicto, así como se pueden alternar algunos de ellos.

¿Cuáles son más importantes?

Pongamos el caso de que un amigo comete un delito y debemos responder a las autoridades en una interrogación, lo correcto es escoger la honestidad por encima de la lealtad, ¿cierto o falso?

Igualmente, cuando tenemos una fiesta en casa y tenemos la música a alto volumen, llegará una hora en la que los vecinos se molestarán y deberíamos aplicar la tolerancia, pero si no es así, entonces los vecinos exigirán respeto por ellos.

Con esos ejemplos se ve cómo son de importantes los valores, para mantener un clima de convivencia y respeto entre los amigos y vecinos, que mejorará al final, a la sociedad completa. En tal sentido, la misma sociedad regulará mediante penas o castigos la violación a estas normas o valores, bien sea de manera social, privada o a través de las leyes de cada país.

Valores humanos

Estos valores son un conjunto de virtudes que posee una persona o un conjunto de ellas, los cuales determinan la conducta e interacción de ellos con otros individuos y el entorno al cual pertenecen.

Engloban todas esas acciones que se crea son las correctas, por ende,  relacionadas con los valores morales, que son los que regulan la conducta del ciudadano. Se corresponden así mismo con los valores éticos y los valores sociales, los que constituyen las normas establecidas para alcanzar una convivencia sana y agradable en la sociedad.

Su finalidad al aplicarlos es que el ser humano se destaque por ser generador del bien individual y colectivo. Entre los valores humanos más destacados están el amor, la tolerancia, el respeto, la honestidad, el agradecimiento, la solidaridad, la responsabilidad, la libertad, entre muchos otros que, lamentablemente han ido desapareciendo dentro de la sociedad a nivel mundial.

Mejor persona, mejor sociedad

Si practicamos estos valores se generan buenas acciones, que a su vez, repercutirán en forma positiva en la sociedad, trasciende en el tiempo e incentiva a los individuos a tener mayor conciencia y adquirir importancia, sobre lo relevante de la vida en común.

Muchos de estos valores humanos forman parte de los valores universales, ya que son comunes en diversas culturas del mundo, como el respeto, la honradez, la responsabilidad, la verdad, la solidaridad, honor y paz…pero no en todas partes son apreciados y no permanecen en el tiempo.

Valores éticos

Los valores éticos pueden ser relativos, tomando en cuenta que son propiedades que pertenecen a los objetos, bien sean abstractos o físicos. La importancia de ese objeto se le atribuye dependiendo de qué tan cerca esté de lo que es bueno y lo que es malo. Es decir, cada persona le puede dar un valor, según su cultura o perspectiva individual. También pueden ser absolutos si tienen valor por sí mismos.

Valores cristianos y/o católicos

En muchas ocasiones los valores religiosos coinciden con los valores morales o éticos, propios del terreno laico. Algunos de los valores que no pueden faltar en una familia cristiana son los siguientes:

-El amor, especialmente al prójimo.

-La caridad, que viene a determinar la importancia que tiene el ayudar a quienes más lo necesitan y el compartir con ellos.

-La misericordia, que se refiere a la capacidad que debe tener la persona para poder entender, comprender y perdonar a los demás en los pecados que han podido cometer en algún momento.

-El agradecimiento, no se debe menospreciar, hay que agradecer todo lo que se reciba.

-La responsabilidad, es decir cumplimiento de nuestras obligaciones, así como responder por nuestros actos.

-El respeto es la base de todos los valores, este nos hace aceptar el valor propio y los derechos de las personas, que nos lleva a convivir en paz. Aquí cabe el respeto a la religión, debemos “acatar” las obligaciones y preceptos que establezca.

-Honradez, tener integridad al obrar, prevaleciendo lo justo y lo correcto.

-Honestidad, tiene que ver con la verdad, la pureza, el hombre y la mujer deben ser decentes, recatados, decorosos y pudorosos.

La fe

El significado y definición de fe está en la Biblia, Hebreos 11:1, “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de los que no se ve“. “Dijeron los apóstoles al Señor: Auméntanos la fe“, Lucas 17:5. En Romanos 10:17, “Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios“.

El apóstol Pablo enseñó que la fe es la certeza de lo que se espera, tener convicción, aun cuando no se ve lo que se dice o se espera. La fe es un principio de acción y poder, al esforzarnos por lograr una meta digna, estamos practicando la fe, demostramos la esperanza en algo, que aún no ha llegado y que no podemos ver.

Fe en Jesucristo

En cuanto a Jesucristo, tener fe en Él significa confiar en su poder, inteligencia y amor infinitos, por ende, creer en sus enseñanzas, aun cuando no entendamos algunas cosas, pero Él sí las entiende.

Esta palabra se refiere a aquello en lo que cree una persona o una comunidad. Es una sensación de certeza y seguridad que se tiene de un individuo o alguna cosa u objeto. Afirma o confirma la veracidad de algo, es un aval que ratifica la validez de ciertas cosas.

¿Qué dice la gente común sobre la fe?

Para muchas personas, tener fe es aceptar sus creencias sin más, aunque no tengan pruebas. Por ejemplo, cuando alguien religioso dice: “Creo en Dios” y se le pregunta por qué cree en Él, dirá, que así le dijeron sus padres, que así lo criaron. De esa manera, estaríamos ante una persona crédula, que no distingue la fe, de la credulidad.

¿Qué dice la Biblia?

La fe es una expectativa segura de las cosas que se esperan, así reza un pasaje de la Biblia, agregando que es la demostración evidente de las realidades, aunque no se contemplen. Para apoyar esa tesis hay que tener razones de peso que lo garanticen. Esa expresión de “expectativa segura” no es más que un sentimiento interno o una ilusión, por esa razón la fe implica un convencimiento basado en pruebas fehacientes.

¿Es importante obtener fe?

La Biblia nos indica “Sin fe es imposible serle de buen agrado, porque el que se acerca a Dios tiene que creer que él existe y que llega a ser remunerador de los que le buscan solícitamente” (Hebreos 11:6).

Muchas personas creen en Dios sólo porque así se les educó y fueron criados bajo esas enseñanzas. Más Dios quiere que estén convencidos de que Él existe y de que los ama a todos. La Biblia recalca esa importancia de obtener la fe, para lograr conocer a Dios en todas sus formas.

¿Cómo se puede obtener fe?

La fe sigue a lo oído” (Romanos 10:17). Hay que oír lo que dice la Biblia sobre Dios, estudiarla ayudará a encontrar respuestas a ciertas dudas y preguntas como  “¿Quién es Dios? ¿Hay pruebas de que Dios existe? ¿En realidad se interesa por mí? ¿Me ama como dice?”.

Al asegurarse de que lo que lee en la Biblia es cierto, ya tendrá un paso ganado para obtener la fe deseada, ya que observará pruebas que indican que Dios existe. Las personas en el primer siglo recibieron la palabra de Dios con ánimo y examinaron con cuidado las Sagradas Escrituras, diariamente, viviendo y comparando las cosas que allí decía.

Ética

Desde la Antigua Grecia existía la ética, la cual se ha desarrollado ampliamente en el curso de la historia. La ética es una rama de la filosofía encargada de estudiar el comportamiento correcto o equivocado del ser humano, donde se engloba la moral, la virtud, felicidad, deberes, buen vivir. (Ver artículo: Filosofía cristiana)

Constituye una reflexión, es decir, justifica la adopción de un sistema moral determinado que se aplique en la vida cotidiana, tanto a nivel personal como social.

Una doctrina ética abarca afirmaciones o juicios específicos que regirán el comportamiento de una persona o grupo en general. Al aplicar sentencias éticas se valora moralmente a las personas, a situaciones o acciones determinadas. De allí surgen los juicios morales, como decir “esa persona es mala”, “ella está en contra de la moral”, así como términos que implican valores de tipo moral como “no se debe”, “eso es malo”, etc…

Valores judeocristianos

La humanidad tiende a adoptar valores según el entorno geográfico, social y cultural en donde se encuentren las personas. Hay tres sistemas de valores que se enfrentan actualmente: Laicismo europeo, Valores Judeo-cristianos y el Islam. (Ver artículo: Cristianismo en el mundo)

Los valores Judeo-Cristianos, específicamente los bíblicos, son un conjunto de valores para orientar a personas y sociedades, pero por lo general no se explican racionalmente, por lo que crea ciertas confusiones y dificultades para el entendimiento y aprobación por parte de los fieles y obviamente, rechazado por los creyentes de otras religiones o denominaciones cristianas.

Mucha gente en el mundo está profundamente desorientada, no distinguen qué es bueno y qué es malo, el valor de la vida humana y la animal, algo tan grave como eso. Esto ocurre por la cantidad de corrientes filosóficas e información controversial a la que se tiene acceso hoy día, más el bochornoso tema del racismo, la exclusión y otros que denigran la vida y los derechos humanos.

Valor de la vida

Esta época ha sido de un mal incalculable en cuanto a los valores morales y éticos, ha causado confusión entre el valor de la vida humana y la vida animal, algo totalmente inaceptable.

Los valores basados en Dios y la Biblia han sido, lamentablemente, sustituidos por valores laicos, algo que predijo hace muchos años G.K. Chesterton, pensador británico: “Cuando la gente deja de creer en Dios, no es que crean en nada es que creen cualquier cosa“.

Pero no hay que equivocarse, el hecho de creer en Dios y la Biblia no garantiza que se tenga una claridad moral y un comportamiento decente. El colapso del cristianismo en Europa originó actos crueles e inhumanos, implantándose regímenes como el nazismo y el comunismo.

10 valores cristianos en la familia

Los padres tienen principios y valores que han venido arrastrando desde sus ascendentes familiares y/o comunidades religiosas. Tienen la potestad sobre sus hijos para transmitirles los que consideren más convenientes y determinar cuáles son los más básicos para convivir en la familia y en la sociedad.

Esta transmisión de valores en la familia hará que los hijos se formen su propia escala de valores. Acá hay 10 valores que se pueden considerar elementales en la familia:

  1. Empatía

El niño o niña aprenderán a entender cómo piensan y sienten las demás personas, ponerse en su lugar y así saber cómo enfrentar una situación y/o cómo resolverla.

  1. Humildad

Hacer saber a los hijos que no son mejores ni peores que otras personas, que deben tener y vivir con actitud humilde, lo que les permitirá conocer mejor a otras personas y a sí mismo, valorar sus fortalezas y empezar a paliar sus debilidades.

  1. Autoestima

Aprender a valorarse a si mismo, con el fin de potenciar su autoestima. Se hace a través de los elogios cuando hace una buena acción o cumple una tarea asignada.

  1. Compromiso

Este se va adquiriendo a través de los años, van aprendiendo a demostrar madurez y responsabilidad. Deberán aprender a cumplir con la palabra prometida.

  1. Gratitud

Deben saber agradecer por las cosas y bienes recibidos. Nunca menospreciar, por más simple que sea lo que hayan recibido, siempre dar las gracias por algo que nos haga bien o nos complazca.

  1. Optimismo

Hay que inculcar en ellos el entusiasmo y el optimismo, siempre buscar el lado bueno de las cosas y saber sacar provecho de las cosas malas. Huir de todo lo que represente negatividad.

  1. Amistad

La amistad y el mutuo afecto nace con el contacto con otras personas, por lo que es importante hacerlo sentir en el seno de nuestra familia.

  1. Voluntad

Todo lo que se quiere en la vida representa esfuerzos. No se debe permitir que quieran tener o lograr algo importante en la vida de manera fácil, sin plantearse metas y hacer algún esfuerzo, así sea mínimo, para merecer los resultados obtenidos.

  1. Felicidad

Los padres deben vivir con alegría, fe, optimismo, buen humor, para así poder transmitir a los hijos, sólo quien es feliz puede transmitir felicidad.

  1. Paciencia

Importante enseñarles el valor del control para manejar sus impulsos, hay que tener una actitud paciente y serena en nuestras vidas cotidianas, todo tiene solución, no hay que apresurarse ni enojarse cuando las cosas no salen como uno las quiere.

Películas que reflejan valores cristianos

Existen muchas películas que han dedicado sus guiones y mensajes a resaltar lo importante de los valores en la sociedad, como manera de hacer un llamado de conciencia y rescatar lo que consideran no debe desaparecer del mundo actual. Algunas de ellas son:

Los niños del Cielo

Esta película, sin ser cristiana, destaca aquellos valores que todo cristiano debe tener y practicar a diario en su vida. Se resalta el amor, la obediencia, responsabilidad, solidaridad y un alto grado de bondad. Estos valores podrían ayudar en el proceso de alcanzar la salvación cristiana.

Million Dollar Baby

Ganadora de un premio Oscar en el año 2004, como Mejor Película y generó bastante polémica. Se destacan valores cristianos como la comprensión, alegría, comunicación y confianza en la familia, entre otros que no aparecieron pero se podían deducir hallando su contraparte. Sobre todo el valor de la vida misma, es uno de los más importantes. Es bueno ver esta película con agudo ojo crítico.

Cuenta conmigo

Su trama se basa principalmente en el valor de la amistad. Ganó un premio Oscar a Mejor Guión adaptado, el cual fue la novela “El cuerpo” de Stephen King.

Películas sobre Jesús

Años atrás, en 1970, Andrew Lloyd Webber realizó una comedia que nos mostró una nueva manera de ver a Jesús, como amante de María Magdalena, en la obra rock llamada  “Jesucristo Super estrella”.

En 1988 llegó la película “La última tentación de Cristo”, del productor y director Martin Scorsese, con la cual pretendió describir la vida de Jesús y sus relaciones con María Magdalena, de manera muy detallada y peculiar.

En el año 2001 “The Body” (El cuerpo, en español), se manejó la teoría de que Jesús nunca resucitó. Fue muy poco lo que duró en carteleras esta cinta, ni en los cines de reestreno, lo cual se justificaba por la frialdad espiritual de la sociedad moderna y el hecho de poner en tela de juicio la resurrección de Jesús.

Esas y otras producciones más como “El código Da Vince” del escritor Dan Brown,  han querido minar la persona de Jesús, todo eso con el fin de debilitar la fe cristiana en los evangelios, y de esa manera tratar de destruir el cristianismo.

Corpus Christi

Traducido al español significa “El Cuerpo de Cristo”. Es una película exhibida en el año 2010 y es una versión filmada de la controvertida obra de Terrence McNally, que lleva el mismo nombre.

Esa obra, de hecho, sólo estuvo exhibida por cuatro semanas, a finales de 1999,  en Londres, Inglaterra, siendo repuesta algunas veces, cuando la solicitan algunos grupos “alternativos”.  Esta película sobrepasa los límites en lo que a ficción se refiere, es una burla degradante de la persona, vida de Jesús y sus discípulos.

Está considerada como una película indecente por los cristianos, quienes desaprobaron el estreno de ella en diversas salas de cine en América. Por la libertad a nivel mundial, que ha permitido la destrucción de los valores cristianos, fue que se permitió tal exhibición, según opinan los creyentes cristianos.

Mahoma

Se pensó incluso hacer un boicot al momento de que llegara a las pantallas de cine, tal como hicieron los islamitas, cuando pasó lo mismo con una película sobre Mahoma, logrando la suspensión de la exhibición de la misma, debido a las grandes presiones que ejercieron los países islámicos.

Esa película de Mahoma tenía un único error: presentar físicamente a un artista haciendo el papel de Mahoma, así como se lee, es absolutamente prohibido usar la figura de su profeta, para obras teatrales o cinematográficas.

Los países cristianos sí aceptan que Jesús sea protagonizado por actores, hasta que se hagan burlas del mismo, o presentar falsas teorías que desacrediten el valor del Nuevo Testamento.  De esa manera se han ido socavando los valores, que aún quedan en las Iglesias Cristianas.

Dejar Comentario