Conoce la secta japonesa Aum Shinrikyo ¿Qué de prácticas hacían?

Loading...

Aum Shinrikyo era una secta japonesa creada a inicios del año 1995 basada en la unificación de creencias y doctrinas de distintas religiones, como el budismo y el cristianismo. En el artículo de hoy exploraremos sobre las actividades y valores que esta organización guardaba.

Aum Shinrikyo

Fundador de Aum Shinrikyo, Shoko Asahara

Shoko Asahara nació el 2 de marzo de 1955, fue hijo de un fabricante de clase baja de tatamis en la isla de Kyushu (suroeste de Japón), dentro de una familia conformada por nueve hijos. El verdadero nombre de Shoko era Chizuo Matsumoto, decidió cambiarlo muchos años después tras un viaje a la India.

A una corta edad queda ciego de su ojo izquierdo por lo que sus padres lo inscriben en una escuela especial y con la ayuda de apoyo económico logra graduarse en el año 1977.

La meta de Asahara era convertirse en Maestro mientras practicaba Yoga y estudiaba otras religiosas tales como el budismo, taoísmo y astrología china. El estudiar y practicar las demás religiones pretendía alcanzar el último estado de la iluminación.

Por un tiempo perteneció al culto Agonshu priginario de Europa y considerado como una secta destructiva. Entre las prácticas más peculiares de este culto eran los 1000 días de ofrendas, esta actividad consistía en dar un monto monetario diario hasta el último día alegando que lograrían alcanzar la iluminación.

Aum Shinrikyo

Asahara pensaba que era necesario la constancia y la entrega total al método del culto para alcanzar un desarrollo espiritual alto. Durante su estancia con el culto Agonshu tuvo ciertas dudas acerca de las ofrendas de los 1000 días, sin embargo, se mantuvo constante hasta culminarla y luego la abandonó.

Luego de esto empieza a impartir clases de yoga en su departamento en el distrito de Shibuya. Para ese entonces no aceptaba ningún tipo de pago por parte de sus estudiantes, ya que sostenía que las ofrendas solo podían ser dadas a personas en la última fase de la iluminación.

Por un tiempo viaja a la India y en su regreso en 1987 le cuenta a sus seguidores que ha logrado llegar a la iluminación. Los mismos comienzan a ofrecerle dinero que Asahara termina rechazando, no obstante, este es empleado para organizar seminarios de yoga para atraer a nuevos miembros que deseen crecer espiritualmente.

Ese mismo año Shoko cambia su nombre oficialmente y registra el nombre de su secta Aum Shinrikyo. Sin embargo, las autoridades se mostraron reacias al registrar la organización como una institución religiosa, por lo que su estatus queda como congelado.

Aum Shinrikyo

Debido a dicho estatus en su registro el grupo no es reconocido legalmente hasta el año 1989 donde logran hacer una apelación. Una vez reconocidos como una orden religiosa los miembros se van acoplando mientras reciben a nuevos integrantes.

Durante la época en la cual el culto se fue desarrollando, Asahara escribe una basta cantidad de libros sobre sus creencias. El más conocido “Más allá de la Vida y la Muerte, el Mahayana Sutra y la Iniciación”.

La vida de Shoko llega a su final cuando es encarcelado y condenado a la muerte en el horca tras 27 acusaciones de asesinatos y otras 13 separadas del la secta Aum Shinrikyo. Su pena de muerte se cumple el 27 de febrero del año 2004.

Historia sobre la secta Aum Shinrikyo

Una vez que el culto Aum Shinrikyo fue registrado y aceptado como una organización religiosa totalmente legal, Shoko y sus miembros principales se dedicaron a hacer crecer el desarrollo y a conseguir más seguidores.

La secta tenía un interés mayor en captar a jóvenes estudiantes puesto que representaban un medio más accesible por medio de sesiones de lecturas de obras tanto religiosas como seculares o profanas. Era importante que todos estos nuevos miembros fueran estudiantes ya superiores y tuvieran un trabajo estable.

El estilo de vida de este culto los veían obligados a abandonar todo este tipo de situaciones cotidianas, así como sus familias y amigos o como opción llevarlas con ellos. El fin principal de Aum Shinrikyo al igual que cualquier otro culto era llamar la atención de individuos que tuvieran dudas con respecto a su existencia en el mundo.

Asahara era el portador de la Única Verdad y se la transmitía a sus seguidores. Los libros que escribía eran un requisito indispensable para cualquiera de los miembros de esta secta.

Aum Shinrikyo creció de manera muy rápida por las clases medias altas de todo Japón. Para el año 1995 se sabe que poseían más de 9000 miembros en Japón y más de 40000 seguidores en otros países como Sri Lanka, Alemania o Estados Unidos.

Creencias y adoctrinamiento

La secta Aum Shinrikyo/Aleph es una organización de diversas creencias en las que incorporan bases de la Cristiandad de Asahara, con las interpretaciones del Yoga y las escrituras de Nostradamus. Los estudios dentro del culto se conseguían por medio de entrenamientos en donde se necesitaba aprobar una serie de exámenes para seguir escalando.

Todas las pruebas tenían una sección teórica y otra práctica que se fundamentaba en las meditaciones realizadas en las clases de Yoga. Unos ejemplos de estos exámenes eran el poder alcanzar la reducción del consumo de oxígeno, cambios en la actividad electromagnética del cerebro y reducción del ritmo cardíaco.

Desde la postura de Asahara, la doctrina está unificada por tres escuelas del Budismo: Theravāda (centrada en la iluminación del individuo), Mahāyāna (el gran medio para ayudar a los demás), y el tántrico Vajrayāna (de iniciaciones y mantras secretos, y meditaciones avanzadas).

En su libro ”Iniciación” hace una comparación entre las diferentes etapas para la iluminación según el Yoga-sutra de Patanyali (siglo III a. C.) con el ”Camino de las ocho etapas budista”, alegando que ambas posturas significan lo mismo pero con palabras distintas.

Entre las demás creencias se encuentra la práctica del shaktipat yóguico, que es entendida como el intercambio de energía espiritual entre el gurú y el estudiante, y la vivencia del cuerpo espiritual en otros planos. Para realizar esto último, algunos miembros tenían electrodos en sus cabezas para transferir la energía a Asahara.

Loading...

Dentro del culto, Asahara era visto como ente semi divino y su poder iba creciendo entre sus seguidores de manera drástica. Al ser adorado como un ser casi divino, se encontraba impreso en algunas imágenes o citas.

Aum Shinrikyo no se separa del mundo moderno y busca imitar ciertas estructuras de gobierno y su organización. Algunos de los integrantes pasaban a formar parte de ciertos Ministerios en los que desarrollaban sus labores de soporte para la secta.

Su integración dentro del mundo moderno les permitió además contar con los estudios necesarios acerca de armas eléctricas de Nikola Tesla, o tener la influencia de La Fundación de Isaac Asimov como modelo de Aum Shinrikyo.

Terrorismo realizado por la secta Aum Shinrikyo

En junio del año 1994 algunos de los integrantes de la secta liberaron sarín (líquido químico empleado para crear armas) en la ciudad de Matsumoto asesinando a trece personas del lugar, este evento se dio a conocer como el Incidente de Matsumoto.

Por otra parte, un año después del incidente de Matsumoto, el 20 de marzo otros miembros de Aum Shinrikyo subieron a algunos vagones del metro con bolsas plásticas llenas de sarín en estado líquido y las pincharon antes de salir del lugar.

El resultado de este evento dio con la muerte de otras trece personas y más de 6000 resultaron intoxicadas y afectadas de diferentes formas. A raíz de los primeros indicios, la policía comenzó a sospechar de Corea del Norte, no obstante, luego las autoridades acusaron a los miembros de la secta Aum Shinrikyon por la tragedia y otros eventos aislados.

Decenas de integrantes de la secta fueron detenidos y cada una de las sedes fueron registradas a profundidad. En una de ellas se encuentra un helicóptero ruso, dando la suposición de que podía ser empleado para un acto a mayor escala, como rociar la ciudad de algún otro químico letal.

Ante la nueva evidencia el juzgado manda a detener a Shoko Asahara y las autoridades lo encuentran en una habitación incomunicada de la sede realizando su actividad de meditación. Puesto que las pruebas eran contundentes, la organización fue desmantelada.

Muchas de sus sedes fueron desmanteladas y pasaron a ser un repudio y rechazo por parte de la población de Japón. Fueron retenidos por la ley anti-subversiva y acusados de provocar la muerte de 27 personas, a pesar de esto, la secta no fue prohibida por completo.

El juicio se llevó a cabo y fueron 189 los acusados de Aum Shinrikyo, doce de ellos fueron condenados a pena de muerte. Su líder fue sentenciado a la pena de muerte también pero por la horca el 27 de febrero de 2004, su ejecución tuvo lugar el 6 de julio de 2018 junto con otros seis seguidores.

Luego de que Shoko Asahara cayera ante las autoridades el liderazgo del grupo pasó a manos de los dos hijos varones de él, los Rinpochi, siendo estos los menores de sus hijos.

El 31 de diciembre del 2011, Makoto Hirata, es acusado de ser uno de los cómplices en el crimen del metro cometido 20 de marzo de 1995, el mismo se entregó ante la comisaría del distrito de Marunouchi. Afirma que el motivo de su entrega era el sentimiento de culpa que lo invadía y que ya se había cansado de escapar, portaba una mochila con decenas de miles de yenes, según detalló la agencia local de noticias Kyodo.

El 3 de junio del año siguiente la sospechosa Naoko Kikuchi fue detenida en la prefectura de Kanagawa gracias a la cooperación de toda la ciudadanía de la región.

En una misma línea de ideas, ese mismo año el 15 de junio fue detenido el último fugitivo del atentado Katsuya Takahashi, en un cibercafé situado en el barrio de Ota, al sur de Tokio. El dueño del local logró identificarlo y rápidamente dio aviso a la policía de su ubicación.

Transformación de esta organización

Luego de los sucesos del juicio y la caída de su líder, en el año 2000 la secta cambia su nombre a Aleph y es dirigida por Fumihiro Joyu, el antiguo portavoz de Aum que también había caído en prisión pero por otros crímenes no relacionados con la organización.

El culto de Aleph reniega todas las acusaciones de los atentados y cada año pide disculpas públicamente asegurando que nunca se volverá dejar entrar a cualquier miembro de la secta Aum Shinrikyo que haya estado involucrado en los crímenes cometidos. De una misma forma, crearon un fondo de compensación para las familias de las víctimas.

No obstante, algunos de los textos dejados por Asahara se siguen manteniendo vigente como referencia a las doctrinas practicadas. Al día de hoy se le sigue considerando como una de las sectas más destructivas de Japón, a pesar de haber eliminado el derecho de quitar la vida.

La nueva doctrina con la que se maneja esta nueva organización se basa en las enseñanzas de la deidad divina, Shivá (ente que representa el poder de destrucción en la tradición Hindú). En realidad, el Señor Shiva de Aleph (también conocido como Samantabhadra, Kuntu-Zangpo o Adi-Buddha) es una derivación de la tradición Vajrayāna tibetana y no tiene ninguna relación con el Shiva hindú.

Desde el año 2000 esta secta está registrada legalmente y se le reconoce, no obstante, también está bajo vigilancia. Esto último le permite a las autoridades policiales el registrar cualquiera de las sedes sin previo aviso, rastrear e intervenir en sus comunicaciones. Actualmente es vista como una amenaza para la sociedad.

Divisiones de esta secta

A pesar de haber seguido adelante tras el arresto y ejecución del antiguo líder Shoko Asahara, el ex portador de voz de la secta, Fumihiro Joyu anunció el ocho de marzo del año 2007 que abandonaba el culto Aleph junto con sus demás miembros para formar una nueva institución.

​La nueva organización de Joyu, se conoció bajo el nombre de Hikari no Wa (“El Círculo de la Luz”), argumenta que su objetivo principal es unir a la ciencia y la religión para así crear “la nueva ciencia de la mente humana”, para así poder alejar a su grupo de las antiguas acusaciones y volver a ser lo que se pretendía, encaminarse hacia lo espiritual.

Ha sido todo por el artículo de hoy, esperamos que la información proporcionada le haya sido de ayuda. Le hacemos la invitación a leer también: Seguidores del Budismo y Buda Gigante

Loading...

Deja un comentario!